Una emigración única en el mundo

Una emigración única en el mundo

Por Sergio Arancibia   En Chile, tanto el Banco Central como la persona de su Presidente, son instituciones que gozan de alta consideración y respeto por parte del resto de los poderes públicos y de toda la ciudadanía en general. Tienen altísima autonomía en el ejercicio de sus funciones, hablan poco y cuando lo hacen, el país los escucha y los analiza. En días recientes, el Presidente del Banco Central de Chile se ha referido a la emigración que ha recibido Chile en los años recientes, fundamentalmente proveniente de Venezuela, y ha hecho un balance muy positivo del aporte presente y futuro que ella significa para la economía nacional   De partida, los estudios censales realizados muestran que la emigración venezolana exhibe, en promedio, un nivel de escolaridad superior a la media chilena. Ese nivel de escolaridad, medido por la cantidad de años de estudios, es de 15.6 años en el promedio de la emigración venezolana. Se trata, por lo tanto, de una masa emigrante que culminó en su país de origen los estudios secundarios y una buena cantidad de todos ellos tiene estudios universitarios completos. Si a eso se agrega que la educación universitaria venezolana goza de un buen nivel de calidad, y genera profesionales de alto nivel de productividad, se llega a la conclusión de que el capital humano que recibe Chile por la vía de la emigración proveniente de Venezuela constituye un factor productivo que tiene que pesar, en el mediano y largo plazo, en los niveles medios de productividad que presente el país. A corto plazo no todos los emigrantes pueden desarrollar actividades laborales en que se...
La importancia de negociar

La importancia de negociar

Por Trino Márquez “La negociación de ningún modo significa reconocer algún mérito en el contrincante u otorgarle algún tipo especial de dignidad o virtud. Nada de eso. Se le puede despreciar. Se puede sentir por él, generalmente es lo que ocurre, animadversión. La condición necesaria para entablar una nnegociación es que al adversario se le reconozca poder…” Trino Márquez   A raíz de la ronda de conversaciones en Oslo, varios sectores de la oposición, especialmente los que viven en el exterior, han expresado algunas opiniones sorprendentes por el nivel de desconocimiento e insensatez que manifiestan. Tomo una en particular: la de Jaime Bayly, quien sintetiza la posición de muchos de ellos. De acuerdo con este personaje, Juan Guaidó traicionó su diáfana postura inicial: solo discutiría con Maduro los términos de su salida de Miraflores; ninguna otra opción. Para Bayly la cuestión es muy sencilla: con terroristas y delincuentes no se discute, ni se negocia: se les aplasta o defenestra. Esta visión presenta varias fallas de origen. Las negociaciones entre posturas discordantes forman parte de la historia de la humanidad desde la más remota antigüedad. Las primeras ciudades Estado surgieron de acuerdos entre sectores rivales para dotarse de un cuerpo mínimo de normas que les permitieran vivir en paz dentro del territorio compartido. Los acuerdos comerciales aparecieron para regularizar los intercambios entre grupos con intereses disímiles. Las guerras, que siempre se desatan entre adversarios encarnizados, fueron regularizadas para evitar que se violara la dignidad de las personas, y la violencia y el sadismo desbordaran los límites aceptables dentro de los conflictos armados convencionales. Incluso, se inventó, en el marco de...
Pablo

Pablo

Gabriel Antillano   Me enteré de la muerte de mi tío Pablo cinco minutos antes de que empezara la proyección de Apocalypse Now. La función se había presentado ante mí como una oportunidad de distracción luego de una difícil y dolorosa conversación el día anterior con la chica que me gusta. Leí en la pantalla de mi celular el mensaje de mi madre y subí la mirada. Allí estaban, las palmeras ardiendo en llamas mientras comenzaba a sonar The End, una de mis canciones favoritas de The Doors. Pensé en salirme del cine. No lo hice. No sabía a dónde ir, pero quería ir a alguna parte. Preferí quedarme allí, sentado en las butacas del Trasnocho, y ver, con la visión nublada a ratos, las más de tres horas de metraje de una de mis películas favoritas. This is the end / Beautiful friend. Las imágenes aparecían en pantalla y trataba de concentrarme en ellas para no ver las que de forma involuntaria venían a mi mente: numerosas fiestas navideñas, una aventura disfrazado de Chaplin a los ocho años, dos cumpleaños, regalos, libros prestados, largas conversaciones sobre Luis Buñuel, discusiones sobre Zygmunt Bauman y Rafael López Pedraza, una caótica fiesta de año nuevo y un difícil encuentro frente a los horrores y el deterioro de la enfermedad. Veía al Capitán Willard, interpretado por Martin Sheen, volverse loco dentro de su habitación esperando una nueva misión. Desconocía que horas después la escena se repetiría en mi cuarto, sin poder dormir, entre el dolor y la nostalgia. Allí estuve durante tres horas sumergido en el descenso de Willard a los infiernos...
Ley de Amnistía y Garantías Constitucionales para los militares y civiles que colaboren o hayan colaborado con la restitución del orden constitucional

Ley de Amnistía y Garantías Constitucionales para los militares y civiles que colaboren o hayan colaborado con la restitución del orden constitucional

Exposición de Motivos La Amnistía es una gracia o beneficio de carácter excepcional, atribuida de manera expresa al Poder Legislativo en el numeral 5º del artículo 187 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, que consiste en excluir un hecho delictivo o una infracción de lo jurídicamente relevante, impidiendo al Poder Judicial, Administrativo y al Poder Público en general, intervenir y aplicar el derecho que los sanciona, extinguiendo todos los efectos de las investigaciones, procesos, procedimientos, penas y sanciones o cualquier otro efecto jurídico que se haya materializado como consecuencia o en relación a situaciones determinadas de especial trascendencia, con la finalidad de restablecer la paz social y democrática y la concordia nacional. La Amnistía se refiere a hechos que han sido considerados como infracciones al ordenamiento jurídico en general, y no a las personas individualizadas, de manera que si el hecho o suceso que le da origen queda despenalizado y, por tanto, borrado o extinguido como infracción, delito o falta, la Amnistía opera para todas las personas que pudieran haber sido sujetas a denuncias, acusaciones o que de oficio hayan sido investigadas, imputadas, acusados sujetas a procedimientos o a procesos de cualquier tenor, o sancionadas, a consecuencia los mismos. El contexto político en el que se dicta esta Ley, viene caracterizado por los hechos ocurridos en Venezuela a partir del 10 de enero de 2019, cuando se profundizó la ruptura del orden constitucional, ya que el régimen de Nicolás Maduro ha incurro en graves y sistemáticas violaciones a los derechos humanos, tal y como ha declarado, entre otros organismos, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. En...
Hannah Arendt y Gershom Scholem: la librepensadora y el viejo sionista

Hannah Arendt y Gershom Scholem: la librepensadora y el viejo sionista

La correspondencia entre estos dos grandes intelectuales del siglo XX recoge sus sonadas polémicas en torno al movimiento judío, pero también su empeño en salvar el legado de Benjamin   En estos tiempos actuales, ahítos de pasiones políticas desbordadas, constituyen una cura eficaz contra la inercia del pensamiento los escritos de Hannah Arendt (1906-1975), judeoalemana, exiliada a causa del nazismo y ciudadana norte­americana. Sus obras están presentes en castellano, bien traducidas y con abundantes reediciones. La editorial Página Indómita, por ejemplo, publicó recientemente algunos de sus artículos; en 2017 vieron la luz la sintética biografía intelectual de Arendt firmada por José Lasaga (Eila), y otra visión general de sus ideas de Agustín Serrano (RBA). Ahora, Trotta publica las cartas cruzadas entre Arendt y el célebre estudioso de la cábala y la mística judía Gershom Scholem (1897-1982). Ambos corresponsales se profesaban mutuo afecto y admiración, lo cual no impidió que tuvieran sus desencuentros intelectuales, al tener visiones diferentes en asuntos tan cruciales como el sionismo o la interpretación del antisemitismo. La edición original de esta correspondencia es reciente. En 2010 apareció completa por primera vez en alemán en la magnífica edición de Marie Luise Knott; en ésta se basa la excelente traducción castellana. Una parte mínima de estas cartas se conoce en español: las misivas en las que Scholem polemizó con Arendt a raíz del escándalo mundial causado por la publicación en 1963 en Estados Unidos de su libro Eichmann en Jerusalén. Un informe sobre la banalidad del mal (Lumen). El resto, en las que se trata mucho de Walter Benjamin y de los desvelos por publicar sus escritos, así...